JESÚS Y AMOR SON SINÓNIMOS

Sri Sri Ravi Shankar dice que Jesús hizo todo lo posible para ayudarnos a hacer el camino desde la mente al alma, al espíritu, a la fuente de la vida, al ser. Y en este aspecto, el espíritu es eterno y está más allá del nacimiento, la muerte, el nombre y la forma. Jesús es una expresión de amor completa.

“Jesús y el amor son sinónimos. Si dices amor, no necesitas decir Jesús y cuando dices Jesús, estás diciendo amor. Cualquier atisbo que alcances indica la plenitud, la máxima expresión de lo inefable, que la vida se esfuerza por expresar a través del tiempo” dice Sri Sri, y continúa, “El amor y la valentía van juntos, cuando dice: Los mansos heredarán la tierra. Los mansos heredarán el cielo. Esto es porque el amor te hace humilde. Sin embargo, el amor es la fuerza más poderosa en este universo y te trae el reino de los cielos. En aquella época, incluso después de hacer milagros, se le pidió a Jesús que demostrara que era el hijo de Dios. Entre miles de personas, sólo unos pocos le siguieron. No eran los intelectuales, eran personas simples, inocentes. Esto es porque la mente se detiene en la prueba: no puedes entender a Jesús con la lógica, sólo el corazón puede sentir su presencia. Los que crucificaron a Jesús no eran gente mala, sino que eran ignorantes. La Biblia dice, No juzguéis y no seréis juzgados. Cristo pide que no juzgues y que dejes únicamente a Dios que lo haga. De lo contrario, en el nombre de Jesús, en el nombre de la religión, la gente se mata entre sí.”

Las Pascuas son una ocasión para recordar que, al estar inmersos en el amor hacia Jesús, ese mismo amor trae cercanía y pertenencia hacia todas las personas alrededor de quien lo experimenta. Entonces es posible romper el concepto limitado de relacionarse con algo o alguien, o la propia identidad, y reconocer la divinidad dentro de cada uno.